Compartir

Sabemos que el iPhone X es el más caro jamás creado en la historia de Apple, pero a su vez, también es el más frágil y difícil de reparar.

Lo afirma a una compañía de seguros, donde han han realizado una serie de test para comprobar la fragilidad del buque insignia de Apple.

La verdad que las pruebas lo dejan claro, el iPhone X es bastante más frágil que los anteriores modelos. Recordemos que este nuevo iPhone está fabricado en un cristal jamás creado para un teléfono móvil, así lo asegura Apple.

Las pruebas son realizadas por una aseguradora

Con una serie de caídas que podríamos denominarlas como comunes, el iPhone X no sale muy bien parado. Para ello, el test reúnela varias caídas en diferentes ángulos.

Interesante el apunte sobre la reparación, apuntan que también es bastante más complicada que en los anteriores iPhone. Incluida la reparación, donde el precio se dispara hasta más de 500 euros, según el tipo de reparación.

Hay que recordar que estos test de fragilidad, están creados por una empresa de seguros, con lo cual, conviene meter un poco de miedo en el cuerpo de los clientes para aumentar las ventas con las consecuencias de una caída accidental.

La parte trasera de cristal que comparte con el iPhone 8, sí que hemos visto que ofrece poca resistencia a los arañazos, donde ya os contamos nuestra experiencia hace algunas semanas.

Protege tu iPhone X y evita disgustos por caídas o arañazos

Esta compañía de seguros lo tiene bastante claro, el iPhone X es el iPhone más caro de la historia de Apple, el más frágil, el más difícil de reparar y el más costoso a nivel de reparaciones.

¿Crees que realmente es tan frágil el nuevo iPhone de Apple? ¿Lo asegurarás?

  • Juan Luis CR

    Es una pena ocultar el cuerpo de este terminal con una funda pero lo que vale es necesario protegerlo.

  • Raúl Garcia Canet

    Menudas expectativas. Con ese panorama, mejor me quedo con mi IPhone 7.
    Está claro que desde que no esta Steve Jobs, Apple está cayendo (no así sus precios). Poco a poco, sí, pero está bajando en casi todos los aspectos a los que nos tenía acostumbrados (calidad, innovación, diseño, originalidad…) . Desde mi punto de vista, sólo le queda el prestigio y la fama que consiguió en épocas anteriores y que no están sabiendo conservar. En unos años, si siguen así, ya se considerará una empresa del montón cuyos precios no corresponderán, para nada, con lo que ofrecen. Espero equivocarme…