Compartir

Apple tendrá una gran partida en sus presupuestos destinada a pagar multas que le imponen en los distintos países, porque el número de pagos que tiene que hacer por problemas legales no para de aumentar. Los primeros países en multar a la compañía de Cupertino fueron Francia y Taiwán, pero ahora se ha unido Corea del Sur que impondrá una millonaria sanción a la compañía por abusar de su posición ante los operadores locales que se han visto seriamente afectados por las exigencias que imponía Apple, totalmente abusivas según las autoridades coreanas. Esta cuantía todavía no se ha determinado, pero la multa está asegurada.

Apple acusada de abusar de su posición de poder en Corea del Sur

La South Korean Fair Trade Commission (FTC) ya está investigando a la compañía por abusar de su posición dominante en su país desde hace ya muchos años afectando negativamente a las operadoras que habrían tenido que pagar el coste publicitario de la marca en el país o incluso afrontar ellos mismos la reparación de los iPhone, algo que obviamente no está bien hecho, ya que esto debería de ser responsabilidad de Apple, la gran beneficiada sin duda. 

Tim Cook Emocionado Apple Event

Este caso no lleva encima de la mesa poco tiempo, sino que la investigación se habría alargado dos años, encontrando evidencias claras para declarar a Apple culpable de abusar de su posición dominante.

Esta investigación ha hecho descubrir las prácticas que realizaba Apple en Corea, como por ejemplo obligar a las operadoras a comprar una cantidad mínima de iPhone, poniendo en riesgo la estabilidad de la economía de la operadora. Además, estas operadoras también habrían estado obligadas a hacer frente de los gastos de garantía e incluso pagar por los anuncios de iPhone que aparecían en las redes o en televisión, un auténtico despropósito.

Por todo esto, se verán obligados a pagar una millonaria multa, aunque la cantidad todavía no se ha decidido ya que Apple aun debe de presentar alegatos para defenderse, aunque la investigación ha sido clara: han abusado de su posición en el mercado realizando estas prácticas que hemos comentado, y por ello, van a ser multados.

Apple en contra de la derogación del plan de energía limpia de Obama

Lo más polémico de este caso ha sido la obligación de la compañía a que las operadoras hagan frente a los costes de publicidad de sus productos. La diferencia de estos anuncios es que al final del anuncio aparecía el logo de la compañía telefónica y no el de Apple, algo que ocurre en España, pero no sabemos si quien paga aquí esa publicidad.

Esto no les pille de nuevas, porque en nuestro país vecino, Francia, también fueron condenados por algo parecido, obligados a pagar una multa de 48,5 millones de euros. 

¿Ves aceptable imponer esta sanción a la compañía? Déjanos tus impresiones en la caja de comentarios.